https://www.zenlong.es/modules/advancetopmenu/

Aplicación de Moxibustión y Acupuntura para la artrosis.

Aplicación de Moxibustión y Acupuntura para la artrosis.

Hace años que se comprobó que la acupuntura y la moxibustión aliviaban la artrosis. La investigación publicada en el Diario de Jilin de Medicina Tradicional China encuentra una tasa de efectividad total del 83,3% para la acupuntura combinada con moxibustión para el tratamiento de la artritis reumatoide. Los niveles más bajos de éxito clínico se lograron mediante el uso de la acupuntura y la moxibustión independientemente como modalidades de tratamiento por separado. Sin embargo, una vez que los investigadores combinaron la acupuntura y la moxibustión en un protocolo de tratamiento, la tasa de evolución de los pacientes positivos aumentó significativamente. 

El número de publicaciones sobre acupuntura y moxibustión crece de forma exponencial, y la calidad de los ensayos clínicos (EC) ha mejorado desde la incorporación, en el 2010, de los criterios STRICTA, basados en los controles de EC CONSORT. Es así que tanto el número de publicaciones como la calidad de los EC permiten ver las publicaciones en las mejores revistas indexadas.

Son múltiples los ensayos clínicos controlados que muestran una mejora evidente del dolor y la movilidad que suponen una mejora de los niveles de calidad de vida de los pacientes.

La artrosis es una enfermedad dolorosa y autoinmune, caracterizada por la inflamación de las articulaciones, la rigidez y pérdida de la función de las articulaciones. Es causada por el desgaste del cartílago que envuelve los huesos de las mismas y afecta sobre todo en las muñecas, los dedos y las rodillas.

La moxibustión es uno de los pilares de la Medicina Tradicional China y tiene miles de años de experiencia práctica, demostrando su efectividad en muchas patologías, sobre todo en los síndromes de deficiencia, frío y estancamiento de los meridianos. Es muy utilizada para patologías osteoarticulares como la artritis y la artrosis, entre otras. 

La palabra moxa proviene del japonés Mogusa que significa quemar y originalmente estaba compuesta de Artemisa (artemisa vulgaris) prensada en forma de cigarros o conos o en formato a granel sin compactar. La artemisa es una planta aromática y para su preparación se emplean las hojas dejándolas secar (cuanto más dure el proceso de secado, la moxa obtenida es de mayor calidad). Después se muelen muy fino retirando el sobrante y las semillas hasta obtener una textura muy suave muy parecida al algodón. Una vez obtenida la lana se procesa formado puros o conos y para algunos tratamientos, en algunas ocasiones, se le añade ajo, jengibre, etc. Al quemarla, su enorme capacidad calórica se pone en activo y desprende sus apreciados aceites esenciales.

La moxibustión elimina el estancamiento de Qi (energía) y Xue (sangre) en los canales activando su circulación. Elimina el Viento Externo, elimina el Frío, es antiinflamatoria, tonifica el Yang, previene enfermedades tonificando el sistema inmune y previene, por tanto, enfermedades.

La aplicación de la sesión de moxibustión con acupuntura suele durar de 5 a 30 minutos aproximadamente.

Así mismo, la acupuntura es una técnica que forma parte, fundamental, de la medicina tradicional china, y consiste en la inserción de unas agujas en puntos concretos del cuerpo, ya la manipulación de la misma, con el objetivo de curar o aliviar una dolencia y restablecer el bienestar general de la persona.

En dicha investigación, tres grupos separados recibieron terapias a una frecuencia de cinco veces por semana durante cuatro semanas en el Hospital de Shunyi de Medicina Tradicional China (MTC). Los grupos de acupuntura y moxibustión de estudio independientes lograron resultados positivos en los pacientes, con técnicas de acupuntura manual de elevación, empuje y rotación, aplicadas en los siguientes puntos:

Mingmen, DU4
Zusanli, ST36
Shenshu, BL23
Pishu, BL20
Ganyu, BL18
Quchi, LI11
Taixi, KD3
Hegu, LI4
Waiguan, SJ5
Yangchi, SJ4
Wangu, GB12
Shenmai, BL62
Kunlun, BL60
Yanglingquan, Gb34

La acupuntura, la moxibustión y las hierbas medicinales son modalidades terapéuticas útiles para los pacientes con artrosis. La evidencia indica que la terapia de la medicina tradicional china es un enfoque responsable y eficaz de los protocolos de tratamiento del dolor en los pacientes con artritis reumatoide.